Adéntrate al mundo pictórico de Diego Rivera y sus contemporáneos en el museo que lleva su nombre

CULTURA/Guanajuato, Gto. 25 de diciembre de 2018.-  En la calle Positos, en la casa marcada con el número 47, nació el reconocido pintor muralista Diego Rivera, en cuyas paredes alberga parte de su obra artística, así como destacadas obras contemporáneas Complicidad, Del trazo a la escultura, la poética de la escultura; y Migraciones.

Museo Casa Diego Rivera (Foto: IEC)

De acuerdo al comunicado de prensa del Instituto Estatal de la Cultura (IEC), en esta ocasión, el Museo se complace en presentar la exposición titulada Complicidad con las piedras, de Alan Peñalta. El autor elige su roca entre las lajas, pide ciertos cortes, pulidos y luego sale a pasear a la materia. Con actitudes de chino o japonés, pasea por el jardín de los claroscuros y las ramificaciones de venas que surcan y se reparten por el rectángulo elegido. Sus ojos suben y bajan por ríos y colinas y atraviesan nieblas, llegan a las nubes, desvisten una capa, dos, tres, encuentran un charco con ondas y siguen andando por una sola piedra. Y de pronto zas, empiezan aparecer ojos entre el mar de líneas, surgen la nariz, el caracol de una oreja, y así, todo empieza acomodarse.

Del trazo a la escultura, la poética de la escultura, muestra deDavid Camorlinga, es  una poética de la composición, se centra en la emoción que despierta una presencia, un momento, un estado. Camorlinga crea símbolos de estos recuerdos o significados emotivos, los reduce hasta despojar de la literalidad para llegar a una naturaleza sensible, casi intangible.

YMigracionesque se conforma por un conjunto de obras mixtas realizadas en el transcurso del 2017 en el Taller de Gráfica del Centro de las Artes de Guanajuato a través del intercambio interdisciplinario y el trabajo colaborativo entre grabadores y tejedores de los estados de  Aguascalientes, Michoacán, Jalisco, Colima, Nayarit, Querétaro y Guanajuato.

Además el espectador podrá apreciar la obra permanente del muralista. Actualmente el museo cuenta con 18 salas, entre las cuales se encuentran 102 obras del artista entre bocetos, ilustraciones, proyectos y pinturas de las diversas etapas creativas de Diego Rivera. Seis de las salas están activadas para exposiciones temporales, que cambian particularmente cada cuatro meses para el Circuito Estatal de Exposiciones.

En su casa natal se puede conocer a detalle a los personajes que aparecen en su obra mural “Sueño de una tarde dominical en la Alameda Central”, la cual es una de las más conocidas a nivel mundial por mostrar las caras más representativas de la historia del país.

En el primer piso de este antiguo edificio, se exhibe mobiliario de principios del siglo XX, que da muestra de cómo pudo haber sido la vida del pequeño Diego y su hermano gemelo Carlos María, quien lamentablemente falleció al año y medio de nacido.

Se muestra en esta parte del inmueble una habitación con una cama de latón acompañada de un pequeño cunero. También hay un comedor y un pequeño librero que tiene acervo que perteneció al padre del pintor.

Cabe destacar que este museo fue inaugurado en septiembre de 1975. Antes de su creación, Diego Rivera visitó la ciudad para volver a ver aquel lugar donde vio la luz por primera vez en su vida.

Cabe señalar que hace algunos años, se amplió el inmueble con la adquisición de la casa contigua, que permitió enriquecer su acervo con la del propio artista y por supuesto con la de otros artistas contemporáneos que han tenido la oportunidad de mostrar su obra.

Además, este edificio cuenta con una sala de lectura infantil, así como una librería que reúne la mayoría de los textos publicados por autores guanajuatenses, así como un pequeño auditorio donde se realizan diferentes actividades artísticas. También se imparten talleres para niños y se dan visitas guiadas a grupos de diferentes edades.